Crónica: RESURRECTION FEST XII, Celeiro (Viveiro, Lugo) 05-08/07/2017

No photopass. Para ver las imágenes en mayor tamaño, haz click sobre ellas.

Hace años ya que el Resurrection Fest se ha convertido en una cita obligada para nosotros, y es que a día de hoy, es uno de esos festivales en los que te arriesgas a comprar entrada aún sin saber qué bandas conformarán el cartel. Sabes que no van a decepcionar, y que año a año se consolida como uno de los mejores eventos de música metal del panorama nacional y europeo.

Trashnos
Este año empezamos nuestras andanzas en la fiesta Wam Up del miércoles, con una golosina más que apetitosa para calentar motores: los ya míticos Sepultura, que cerraban una tarde-noche de música en la que participaron bandas como Aphonnic, Here comes the Kraken y S.A. y en la que fue aglomerándose gente hasta el punto en que la parte del recinto abierta al público quedaba bastante escasa. Con un concierto cortito de tan sólo una hora, nos presentaron hasta cinco temas de su último trabajo, pero también nos regalaron los clásicos de siempre como Refuse/ Resist, Territory, Roots Bloody Roots o Ratamahatta. Siempre con una actitud brutal sobre el escenario, nos pusieron a botar a pesar de ser las dos de la mañana de un miércoles, y quedar por delante aún dos jornadas de trabajo… lo que se hace por la música!

El Altar del Holocausto
Aunque no fue hasta el jueves cuando pudimos inspeccionar el recinto en su totalidad. Igual de acogedor que siempre, con un Circle Meal completito y con muchas y variadas opciones ( de nuevo más de una posibilidad para el público vegano, gracias!); una carpa con un nada desdeñable número de puestos de merchandising, complementos y música a precios razonables; un buen puñado de barras distribuidas estratégicamente entre los escenarios, y actividades complementarias para observar o participar. Es inevitable decirlo, y aún a riesgo de repetirme, el entorno del Resu es de auténtico lujo, lo cual no hace más que sumar puntos al festival.Este año, como novedad, contaba con la instauración de un nuevo escenario, el Desert Stage, que en nuestra opinión fue todo un acierto! Un sonido atronador, bandas escogidas con gusto, un ambiente tranquilo, y cerca de todo: barra, baños, merch… Un puntazo, si señor.

Bastards
Como siempre nos ocurre, imposible llegar a las primeras bandas del día... Así fue que el jueves, después de una ducha rápida tras salir de trabajar, nos adentramos en el Ritual Stage para ver a los galegos Trashnos. Gran sonido y buena pegada, un público muy volcado en su actuación, y unas claras influencias a bandas como Nevermore en los nuevos temas… buen concierto para empezar la jornada!

La banda de Post Rock El Altar del Holocausto nos esperaba con su música inquietante a la vez que hermosa, para regalarnos una interesante actuación en la que la presencia es casi tan importante como las notas… Sobresaliente para esta formación curiosa donde las haya!

Los también galegos Bastards (antes Bastards on Parade) animaron la tarde con sus temas fiesteros a golpe de gaita, con varios cortes en nuestro idioma dignos de aprender para sacar a relucir en la próxima reunión entre colegas. Concierto divertido y con energía a tope!

De vuelta en el Desert, Bala nos sorprendieron con un sonido crudo y desgarrado, y con temas que supuraban rebeldía y odio por todos los poros!

Bala
Pateando el Chaos Stage se presentaron los franceses Benighted con su poderoso Brutal Death metal, dispuestos a partir cuellos sin compasión! Cuarenta minutos de música visceral y directa que nos dejaron prácticamente extenuados!

Otros que jugaban en casa, los experimentales Guerrera nos acercaron a su modo particular de desgranar la música, pasando por tintes psicodélicos hasta sonidos mucho más descarnados, sabiendo llegar al público con su innegable elegancia alternativa.

Benighted
El primer plato fuerte del día, los australianos Airbourne, congregaban a una gran multitud frente al escenario principal y nos ofrecían uno de sus habituales conciertos llenos de fuerza y energía! Pusieron las pilas a la gente que ya empezábamos a notar el cansancio con temas como Too Much, Too Young, To Fast,  Runnin´ Wild o Ready to Rock. Bomba tras bomba de puro rock!

La siguiente cita la teníamos en el Chaos Stage con una genial banda de Death Metal llegada desde Alemania, Deserted Fear, a la que no queríamos perdernos, y que conquistaron al público desde el minuto cero! Temas con garra, riff vertiginosos y buenas dosis de humor y actitud para uno de los conciertos del día.

Guerrera
Llegaba el turno de uno de los grupos con trayectoria más dilatada, y las ganas de verlos eran palpables después de unos cuantos años desaparecidos del mapa. Suicidal Tendencies no decepcionaron con su Hardcore Punk con el que nos bombardearon durante casi una hora, con temazos coreadísimos como You can´t Bring me Down o War Inside my Head.

The Black Dahlia Murder nos esperaban para hacernos mover las cabelleras sin parar! Como siempre en sus directos, Trevor Strnad demostró ser un gran showman, con su actitud alegre que contrasta sobremanera con la caña con la que nos pisotearon a todos! Sin apenas dejarse ningún tema mítico en el bolsillo comenzaron con What a Horrible Night to have a Curse, para ir dejando caer temas de prácticamente toda su carrera… grandes!

Los legendarios Anthrax subían al escenario principal ya bien entrada la noche, con un guiño a Maiden con su intro de The number of the Beast, poniéndonos a cantar a todos a coro! Fue un show cargado de buen rollo, con un Joey Belladona inspirado que mantuvo el tipo hasta el final, y un desglose de temas esperadísimos como Madhouse, Antisocial o Indians, para terminar, dejando a la multitud más que satisfecha y con ganas de más!

Después de esta descarga de thrash nos acercamos al Chaos con curiosidad para ver a Eluveitie con su nueva formación, pero lamentablemente, y aunque técnicamente no encontramos nada reprochable, la cohesión entre los nuevos miembros de la banda brilla por su ausencia. Aún así, buena actitud y energía que supieron trasmitir al público que respondió coreando todos sus temas más conocidos, como Omnos, Thousanfold, e incluso su nuevo single Epona.

Deserted Fear
Y para finalizar la noche, de vuelta al Desert para disfrutar con los estadounidenses Karma to Burn, quienes demostraron una vez más que son unos de los grandes dentro del Hard Rock instrumental más atmosférico, creando un ambiente etéreo a la vez que lleno de contundencia e intensidad.
Aún con los riffs pegadizos de los de Virginia resonando en la cabeza, despedimos para nosotros el segundo día de festival… muy cansados pero con una gran sonrisa y con ganas de repetir!


Con el típico “orballo” de nuestra querida Mariña Lucense nos personamos la tarde del viernes de nuevo en el Desert para disfrutar con la propuesta de Post-Rock concebida en catalán y con bonitos arreglos de teclado de Böira, que nos invitaron a cerrar los ojos y viajar muy lejos!
Böira en el Desert Stage

Otra gran sorpresa del día, en el escenario principal, los australianos Northlane consiguieron dejarnos clavados deleitándonos con su Metalcore de corte progresivo, con cortantes melodías y con un Marcus Bridge a las voces capaz de pasar del registro más grave al más melodioso con una facilidad pasmosa. Banda a tener en cuenta, sin duda!

Northlane
Unos ya conocidísimos en el panorama death metalero nacional, los asturianos Legacy of Brutality, salieron dispuestos a comerse el Resu, contando con el apoyo de gran cantidad de seguidores que nunca fallan en sus conciertos! Death directo y sin concesiones que caldeó el ambiente durante poco más de media hora.

Con unos diez minutos de retraso debido a que en el aeropuerto les habían extraviado los instrumentos, se personaron los Annihilator de Jeff Waters, ofreciéndonos un concierto que se hizo cortísimo y en el que ejecutaron algunos temas más actuales como No Way Out entremezclándolos con clásicos de siempre como Set the World on Fire o Phantasmagoria para finalizar ( aunque no nos dieron la oportunidad de cambiar, pero estamos seguros de que todos hubiésemos escogido Alison Hell cuando Waters nos preguntó con cuál queríamos terminar…). Actuación correcta para una banda a la que los cambios de formación parecen no afectar demasiado…

Legacy of Brutality
Con su energía característica, los madrileños Vita Imana repartieron caña a raudales con su metal machacón y agresivo con pincelazos tribales, subiendo a escena a un buen puñado de troopers y demás personajes de la saga Star Wars, así como a los adorables “Resukids”. Genial respuesta del público, que no cesó de dar botes durante cincuenta minutos!

Una de las bandas mejor valoradas dentro de la escena británica de Metalcore, los melódicos Architects, subían al escenario principal para crear brutales circle pits y aunque en un principio el concierto resultó un tanto monótono y con una actitud más bien estática por parte del conjunto, poco a poco la intensidad fue creciendo hasta firmar un concierto nada desdeñable.

Resukids & Vita Imana
Tengo que reconocer que, otro año más, el Ritual Stage fue el menos visitado por nuestra parte. Pero en esta ocasión acudimos a ver a los norteamericanos Terror, una banda mítica dentro del Hardcore a la que ya habíamos tenido la oportunidad de ver en otra edición del festival y que desprenden una intensidad enorme. En un concierto super concurrido, dieron rienda suelta a su aversión contra la sociedad en casi una hora de potentes riffs y de actitud macarra!


Vita Imana
Casi la antítesis es lo que nos esperaba en el Desert de la mano de los franceses Alcest, una banda que bien podría entrar dentro del rescatado término shoegaze, y cuyas hermosas melodías te invitan a un viaje profundo y lejano a la vez… Si bien su postura en escena no es lo que podríamos decir animada- aunque tampoco cabía esperar otra cosa- les rodea un halo de misticismo que hace que escuchar temas como Autre Temps o Les Voyages de l´Âme sea una auténtica delicia. Fantástica forma de desconectar mecidos por la preciosa voz de Neige!

Los finlandeses Lost Society nos devolvieron a la realidad con una descarga de Thrash Metal en el Chaos Stage, agasajando al público con temas como I Am the Antidote y Kill Those who Oppose Me, toda una declaración de intenciones para esta joven banda que supo reunir a una buena cantidad de fans aún cuando la gran mayoría de los asistentes al festival llevaban un buen rato haciendo sitio para ver a los cabezas de cartel de la jornada.

Y por fin el momento esperadísimo por las miles de personas congregadas en Celeiro, los alemanes Rammstein salen a escena en unas tablas que nunca habían visto tanta parafernalia reunida. Con un sonido espectacular, aunque dentro de lo esperado, y un show que por momentos se acercaba más a una gran función teatral que a un espectáculo musical, sorprendieron con pirotecnia a raudales, fuego, detonaciones, y cambios de indumentaria casi a cada tema por parte de su frontman Till Lindemann. Con trucos casi mágicos consiguieron abrir la boca de los asistentes y con el repaso a toda su carrera musical, que no quedase nadie en el recinto sin cantar a coro. Canciones archiconocidas como Links 2-3-4, Sonne o Du Hast se alternaron con temas más actuales, e incluso hubo cabida para la emoción con la emblemática Seemann, y un segundo bis exclusivo para el festival, Te quiero, puta, que sirvió de broche final para una actuación sorprendente y casi más visual que musical.

Alcest
Totalmente diferente era lo que nos encontramos ya a altas horas con Animals as Leaders; es cierto que tener que elegir entre verlos a ellos o a Napalm Death no fue un plato de nuestro gusto, pero después de no más de tres minutos delante del trío norteamericano más técnico del momento, se disiparon nuestras dudas! Imposible describir con palabras lo que presenciamos los reunidos en el Desert Stage, boquiabiertos y ojipláticos… Quizás el adjetivo más acertado sea el de excesivo, pero siempre en el buen sentido: excesivamente buenos, excesivamente técnicos, excesivamente magistrales.
No imagino mejor forma de terminar la noche! Bandaza insuperable!

Quaoar
Más relajados y después de haber podido descansar por la mañana, empezamos la cuarta y última jornada del festi con los bilbaínos Quaoar, que nos conquistaron con su rock psicodélico y setentero practicado con un buen gusto especial y acompañados por la increíble voz rasgada de Íñigo. Aunque parece que últimamente los grupos de stoner proliferan en demasía, esta banda tiene un toque personal que no te deja indiferente!

La banda surgida de las entrañas del movimiento anti-fascista en los años noventa, los suecos Adhesive lo dieron todo en el Ritual Stage con un concierto divertido y enérgico, e injustamente poco concurrido.

Adhesive
Aunque el sol empezaba a hacer justicia, los ingleses Bury Tomorrow reunieron a un buen puñado de seguidores frente al escenario principal, que corearon algunos de sus temas más representativos de Metalcore melódico, en un concierto con un buen sonido y una actitud envidiable.

Besta
Que esperarse de los portugueses Besta? Su propio nombre lo indica! Brutalidad a tope, riffs viscerales y una actitud animal sobre el escenario. Una banda a tener muy en cuenta para los amantes del Grindcore con posicionamiento punk!

La cancelación del concierto por parte de Krisiun fue una de las noticias más comentadas de la tarde, y no fue acogida con demasiado entusiasmo por muchas de las personas que acudían a la cuarta jornada con mucho interés por ver su directo…
Por nuestra parte, aprovechamos el pequeño hueco libre para quedarnos tranquilamente en la zona del Desert Stage a esperar a la siguiente banda, los británicos Conan, una formación que ha conquistado a muchísimos seguidores con su particular Doom metal sucísimo y con la peculiar voz de Jon Davis. No decepcionó su directo, con guitarras profundas y melodías abisales.

Conan
Sin poder terminar de ver a Conan, nos dirigimos corriendo a disfrutar de Arch Enemy! Los suecos siempre son una gran apuesta en directo, su sonido es impecable y la entrada de Jeff Loomis les aporta un equilibrio casi completo sobre las tablas. Alissa puso mucho empeño y se mostró muy comunicativa con el público, aunque puede que le faltase algo de garra tanto en la voz como en la actitud, pero nada reprochable. Genial concierto con temazos como Ravenous, We will Rise, Nemesis

Bury Tomorrow
Una de las apuestas más heavys de esta edición, los madrileños Lords of Black ofrecieron un concierto más que correcto, con la fantástica voz clásica de Ronnie Romero y con Toni Hernando y Andy C. a la guitarra y batería respectivamente. Nombres conocidísimos en nuestro panorama y que no decepcionaron a los allí presentes con casi una hora de puro heavy metal .

Reconozco que tenía muchas ganas de ver a Mastodon en directo porque nunca antes había tenido la oportunidad, y lo cierto es que me llegaron más incluso de lo que esperaba! Empezaron el concierto con Sultan´s Curse, tema de su último trabajo, el cual fueron intercalando con cortes de discos pasados como Show yourself, Black Tongue o la apabullante Blood and Thunder. Apoteósicos estos maestros del Rock progresivo!

Otra banda por la que sentíamos mucha curiosidad eran Taake. Los blackmetaleros noruegos hicieron su aparición en el Chaos Stage, sonando sorprendentemente bien, pintados de blanco y negro como es de rigor, y haciendo un acertado aunque escaso recorrido por su dilatada obra, en el que no podía faltar Nordbundet ni tampoco Myr, con la que cerraron como viene siendo habitual.

Lords of Black
Alucinante la gente reunida frente al escenario principal para ver a Rancid! Con una selección de más de veinticinco temas para este concierto, podemos afirmar que no se dejaron nada en el bolsillo! Los divertidos abanderados del Punk venidos de la Bay Area nos pusieron a dar botes en un concierto super ameno en el que pudimos comprobar que siguen en plena forma a pesar de los diversos parones a lo largo del tiempo. Para finalizar más de una hora de alegría desenfrenada, la animada Ruby Soho puso el broche de oro!
Otra formación engendrada en los prolíficos años noventa son los ingleses Orange Goblin, que con su característica forma de concebir el Rock, con ese sonido desaseado y su imaginación desenfrenada nos transportaron a un viaje psicodélico acompañados de buen Hard Rock y con canciones ya habituales en sus shows como Scorpionica, Quincy the Pigboy y Red Tide Rising, sin olvidarnos de destacar la carismática actuación de su vocalista Ben Ward!

Taake
Un poco más tarde, otra cita con el Black Metal en el Chaos Stage, aunque esta vez sin tanta fortuna con respecto al sonido… La banda que se hace llamar a si misma “ los verdaderos Mayhem”, y cuya historia está marcada por muertes, asesinatos y encarcelamientos, venían en este 2017 a ofrecernos al completo el álbum dedicado póstumamente al tristemente desaparecido Euronymous a manos de Varg Vikernes, De Mysteriis Dom Sathanas. Pero no se trata de recordar la extensa historia de los noruegos ahora… Centrándonos en el concierto, hay que destacar por encima de todo el mal sonido del que hicieron gala, en el que la voz de Attila apenas se escuchó hasta casi la mitad del show, así como la batería de Hellhammer. Aún así, interesante oportunidad de escuchar temas tan míticos en directo!


Orange Goblin
Sabaton, la banda sueca de Power Metal que tiene ya no uno, sinó hasta dos festivales propios, eran la gran atracción de la noche. Con su ya típica estética bélica, y el escenario ataviado en la misma línea, salieron a comerse el mundo con muchísima fuerza y acción! Ya sólo la presencia de su frontman, Joakim Brodén, sirvió para animar al personal, pero si a eso encima le sumamos las dos intros con que nos acogieron - In the Army now y The March to War- que pusieron a todo el respetable en pié, y después de eso una sucesión de sus temas más aplaudidos, tienes una ecuación perfecta. Ghost Division, The Art of War, The Last Stand… Canciones facilonas ejecutadas con maestría por buenos músicos y el carisma de sus componentes hacen que los conciertos de los suecos sean intachables!



Y el último día iba llegando a su fin… el cansancio hacía horas que hacía mella en nosotros, pero no queríamos irnos sin ver a Obituary de nuevo en el Resu. Los deathmetaleros de Tampa siempre tienen un as en la manga y son capaces de resucitarnos a todos después de cuatro días extenuantes, aún cuando son más de las dos de la mañana! Su concierto se alargó un cuarto de hora más de lo previsto, son las ventajas de tocar los últimos de la noche! Por no hablar de que los asistentes no estábamos lo que se dice preocupados… Temas rotundos como Visions in my Head o Sentenced Day con los que nos machacamos las cervicales, para terminar con Words of Evil y Slowly we Rot, hicieron que el show de los hermanos Tardy fuera sin duda uno de los mejores del último día del Resurrection Fest!


Y tristemente, cuatro intensos días de festival, buena compañía, deliciosa comida, clima inmejorable y espléndida música, llegaban a su fin!
Si hubiese que escoger una sola queja, esta sería casi sin dudarlo, el deficiente sonido que casi siempre acompaña a los grupos del Chaos Stage, empañando notoriamente las actuaciones… Pero a nivel global, otra edición más el Resurrection Fest cumplió nuestras expectativas, siendo este año- para nuestros gustos- uno de los carteles menos apetitosos pero en el que disfrutamos como nunca!
Hasta el próximo año, nos vemos en Viveiro!
Crónica: RESURRECTION FEST XII, Celeiro (Viveiro, Lugo) 05-08/07/2017 Crónica: RESURRECTION FEST XII, Celeiro (Viveiro, Lugo) 05-08/07/2017 Reviewed by ABdMetal on 22:39 Rating: 5

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.